¿QUÉ NOS INFORMAN LOS CERTIFICADOS DE CALIBRACIÓN?

Este escrito se refiere a los documentos que contienen los resultados de la calibración de un instrumento. El resultado de una calibración es la relación entre las lecturas de un instrumento y los valores indicados por un patrón. Es posible que estos instrumentos, una vez calibrados, se usen para calibrar otros, en cuyo caso los  instrumentos calibrados tendrán a su vez la función de patrones.

En general, los documentos mencionados pueden ser emitidos por un laboratorio de calibración,
a. sea acreditado o no;
b. ofrezca servicios al público o esté dedicado a un solo organismo, como una sola industria o un corporativo; o,
c. funja como laboratorio nacional.
 
En este último caso tales documentos son denominados formalmente certificados, mientras que en los otros casos se pueden llamar informes de calibración, reportes de calibración o simplemente resultados de calibración. Sin embargo, para el propósito de esta nota, nos referiremos a todos ellos como certificados de calibración.



Contenido de los certificados

El contenido de los certificados de calibración está prescrito en la cláusula 5.10 de la norma ISO-IEC 17025:2005, que, en términos generales, incluye:
a. la identificación del instrumento bajo calibración,
b. la identificación del poseedor del instrumento,
c. los resultados de la calibración, compuestos esencialmente por:
los errores de medición de las lecturas del instrumento respecto a los valores indicados del patrón, y la incertidumbre de tales errores (la información sobre los errores y sus incertidumbres puede presentarse en forma de tablas, gráficas o ecuaciones);

d. las condiciones relevantes observadas durante la calibración, el método de calibración, en ocasiones el origen de la trazabilidad;
e. información que avala su validez, limitaciones y advertencias.

Aun cuando un certificado de calibración no incluye obligatoriamente la verificación del cumplimiento con un requisito, frecuentemente los emisores incluyen resultados de verificación con respecto a normas, reglamentos o especificaciones. Debe notarse que tales requisitos pueden ser establecidos por el propio usuario del instrumento y por lo tanto el laboratorio de calibración no dispone generalmente de tal información.



Beneficios para el usuario

 

a. Correcciones
El principal beneficio para un usuario, es usar la información sobre el error de medición de las lecturas del instrumento en relación al patrón para corregirlas, y asegurar su trazabilidad con una incertidumbre apropiada. Si esta información no se aprovecha, obviamente el costo de la calibración se convierte en un dispendio. Cuando no es práctico corregir cada lectura con los resultados de la calibración, debe aumentarse la incertidumbre de las mediciones correspondientemente.

b. Incertidumbre
El resultado de una medición es incompleto sin la expresión de su incertidumbre. El usuario debe estimar la incertidumbre de su medición considerando las contribuciones pertinentes, en las cuales debe incluir necesariamente la proveniente de la calibración, tomada del certificad, y combinarlas apropiadamente.
 
c. Evidencia de calibración
El certificado de calibración constituye una evidencia que demuestra que el instrumento
ha sido calibrado, útil en aquellos esquemas, como ISO 9000, en los que la calibración
de los instrumentos de medición es un requisito. Desafortunadamente, éste es el único
uso que frecuentemente se da a los certificados de calibración y se ignoran los demás,
siendo por lo tanto muy alta la relación costo / beneficio para el usuario.

 
d. Evidencia de trazabilidad
Un certificado de calibración también constituye una evidencia de la trazabilidad de los resultados de calibración, trazabilidad que se trasladaría a las mediciones del usuario si se le asocia la respectiva incertidumbre. Esta evidencia usualmente está soportada en la declaración del laboratorio de calibración. Cuando el laboratorio está acreditado, el soporte de dicha declaración se amplía al respaldo del sistema de acreditación.
 


Precauciones al usar un certificado de calibración 


Un certificado de calibración comunica los resultados de la calibración obtenidos bajo las condiciones en el laboratorio de calibración y mediante los procedimientos del mismo. Por tanto, estrictamente los resultados sólo son válidos bajo estas circunstancias. Sin embargo, para fines prácticos se considera que los resultados siguen siendo válidos por un lapso que depende de las características del instrumento y el uso que se le da, por lo que en el certificado no se encontrará la vigencia de la validez de los resultados.
Por otro lado, si las condiciones de uso son diferentes a las del laboratorio, como ocurre frecuentemente, el usuario debe considerar las correcciones pertinentes a las lecturas.

 


Fuente:

  • Lazos-Martínez, R., Uso de certificados de calibración. Notas. Centro Nacional de Metrología, México, diciembre 2002.